Desmontar el revestimiento de puerta del VW Golf 3

Uno de los visitantes de mi web, que reside en México, me preguntó que si le podía explicar como desmontar los paneles de las puertas de nuestro Golf III. Así que me he puesto a redactar este tutorial, aprovechando que tenía fotos antiguas de cuando estuve arreglando la cerradura de las dos puertas (ese problema también merece un post, lo haré más adelante).

En este caso se trata de un modelo con elevalunas eléctricos. Supongo que el procedimiento para los Golf con elevalunas manuales será muy parecido, con la particularidad de que hay que desmontar la manivela de plástico.

Empezamos con lo más fácil. Quitamos el botón del seguro de la puerta.

Por si no lo sabeis, tiene rosca y solo hay que desenroscarlo en el sentido contrario a las agujas del reloj.

Ahora quitamos la tapa de plástico que cubre todo el asidero de la puerta. Podemos utilizar un destornillador, pero lo tenemos que hacer con mucho cuidado para no dañar el plástico.

El truco está en buscar un hueco entre ambas piezas en la parte de abajo. En el caso de que dañemos la pieza, no se verá el arañazo. Una vez que tengamos separada un poco la pieza, podemos tirar con la mano y con mucho cuidado e ir desencajando los puntos de sujeción.

Aquí vemos como se puede ir desmontando poco a poco la moldura. Mucho cuidado con las sujeciones y con los cables del mando de los elevalunas.

Así queda el panel después de quitar esta primera moldura y desconectar el pulsador de los elevalunas.

Ahora tenemos acceso a los dos tornillos de estrella principales que son los que sujetan el panel  y los que soportan la mayor fuerza cuando cerramos la puerta.

La imagen habla por sí misma…

Ahora nos vamos a la parte inferior de la puerta. El panel está sujeto con clips por ambos lados y en la parte de abajo. Separamos con mucho cuidado el panel de la puerta. En mi caso no tuve que utilizar ninguna herramienta. Podemos usar un destornillador grande o alguna palanca de plástico para ello, pero ya os digo que en mi caso no fue necesario.

Hay que tirar con mucha delicadeza para que lo que se suelten sean los clips y no se rompa el panel que es de una especie de cartón duro y por lo tanto muy sensible.

Aquí vemos uno de los clips que se ha soltado.

Continuamos separándolos alrededor de todo el panel, siempre con mucho cuidadito para no romper nada. Observamos también los cables de los altavoces y del mando del elevalunas en el interior para no dañarlos.

Nos vamos a la parte de arriba. El canto superior del panel está dentro de una ranura y sujeto por clips de metal.

Tiramos con mucho cuidado hacia fuera para retirarlo. Observamos siempre los cables. Aquí ya se debería ver el conector de los cables del retrovisor eléctrico. Atención también con los cables del elevalunas.

En la foto se ve uno de los clips de metal que sujetan el panel dentro de la ranura de plástico en la puerta.

Ahora ya podemos pasar el cable y el conector del pulsador de los elevalunas por la apertura en el panel y podemos desconectar el conector de los altavoces en la parte de abajo.

Ya deberíamos poder quitar el panel completamente y colocarlo en un lugar seguro.

El panel está quitado y ahora ya tenemos acceso al interior de la la puerta. Aquí vemos la lámina de protección que está pegada a la chapa. Lo foto es de la otra puerta.

Tenemos dos opciones:

  1. Quitamos la lámina con cuidado y dejando los clips dentro de la puerta.
  2. Quitamos antes todos los clips para poder retirar la protección.

Las dos opciones traen problemas. Si dejamos los clips y despegamos la lámina, se romperá alrededor de los clips ya que éstos están colocados encima.

Si quitamos antes los clips, muchos de ellos se romperán. Incluso usando la herramienta adecuada, se rompen porque el plástico está ya un poco endurecido a causa del paso del tiempo.

Yo opté por dejar los clips en su sitio y quitar la lámina con mucho cuidado y rompiendo lo menos posible.

Me olvidé de hacer una foto al tirador del cierre de la puerta. Éste está dentro de un hueco en la chapa y se quita tirando de todo el conjunto hacia adelante. Luego solo hay que desencajar la varilla de metal que une la cerradura con el tirador y listo. Intentaré hacer una foto la próxima vez…

Ahora ya podemos hacer cualquier trabajo en el hueco de la puerta, ya sea la de reparar los elevalunas, la de reparar algún elemento de la cerradura, etc.

Espero que os pueda ser útil. Si quereis comentar algo o proponer algún truco, no dudéis en dejar vuestro mensaje.

Como siempre después de un día de trabajo duro, vamos a la cocina y…

, , , ,

5 Comentarios. Dejar nuevo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú