Cambiar los discos de freno del Golf III TDI

Síntomas

Bueno, síntomas en sí no vamos a notar, de no ser que los discos estén ya tan desgastados, que la rebaba en el exterior esté rozando en las pastillas. Eso sería ya un caso extremo y no vamos a dejar que llegue hasta ahí. Por eso es importante echar de vez en cuando un vistazo a los frenos y comprobar el estado de los discos y de las pastillas. En mi caso, es tarea fácil porque no tengo que desmontar las ruedas para ello.

Lo que sobre todo podemos ver y notar, si le pasamos los dedos por encima, es la rebaba que se ha creado en el filo del disco de freno. No sólo se van desgastando las pastillas, también el propio disco va perdiendo grosor con el uso. Los discos del Golf III TDI 20 Aniversario tienen un grosor original de 25 mm. El grosor mínimo que pueden tener es de 23 mm. Así que pueden tener un desgaste de 1 mm por cada lado. Creo que en mi caso me pasé tres pueblos. No lo recuerdo exactamente, pero cuando medí el grosor de los discos viejos me quedé helado. Tenían bastante menos de los 23 mm permitidos. ¡Era hora de cambiarlos pero que ya!

Materiales

Necesitamos un par de discos de freno (los discos siempre se cambian en pareja), además también se deben cambiar las pastillas. La referencia original de los discos para mi Golf es la 3A0 615 301 A. El juego de pastillas tiene la referencia original 3A0 698 151 A. Además de esos recambios esenciales, también vamos a cambiar los dos tornillos M6 que sujetan cada disco. La referencia es N106 483 01.

Los recambios los compré todos en Oscaro. No fue fácil porque el modelo de mi Golf no aparece como tal. Tuve que simular tener un Golf 2.8 VR6 (mis ganas…) para encontrar mis discos. Mi Golf está equipado con el eje «plus» que también montan los modelos GTI, etc. Menos mal que se me ocurrió desmontar las ruedas antes de comprar los materiales y medir bien las piezas. Así que ya sabéis, haced lo mismo antes de ir a la tienda.

Aquí os dejo mi lista de la compra:

  • pareja de discos de freno ATE 24.0125-0101.1  (288 mm / 25 mm): precio 92,66 €.
  • juego de pastillas de freno BENDIX 571935B: precio 38,68 €.
  • Los dos tornillos de sujeción venían con el juego de discos de ATE.
  • fijador de tornillos (p.ej. de Loctite).

A tener en cuenta:

Hacer reparaciones en los frenos requiere una alta responsabilidad y conocimiento de la materia. Aparte de eso hay que estar concentrado y saber bien lo que se está haciendo. Cualquier error puede provocar un fallo en el sistema de frenado y nos podemos destripar junto con el coche. Bastante chungo es que nos hagamos pupa nosotros, pero es que además podemos involucrar a otras personas en un accidente y eso sí que no vale. Así que ojo con lo que hacemos. Por si las moscas, os comunico que no me hago responsable de cualquier daño que se pueda producir a raíz de utilizar este tutorial.
Vamos allá…

(Pinchad en las fotos para agrandarlas)

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Lo primero que vamos a hacer es desmontar las ruedas delanteras. Ahora ya tenemos acceso a las pinzas y a los discos.

Podemos ver el grosor de la rebaba que se ha formado. Sobre todo en la parte de abajo se puede distinguir bastante bien. No deberíamos dejar que llegue a ese extremo, los discos hay que cambiarlos antes.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Los discos de freno se sujetan con los propios tornillos de las ruedas (cuando éstas están montadas) y además a través de un pequeño tornillo de cruz con rosca M6. Este tornillo impide que el disco se mueva cuando las ruedas están desmontadas. He leído en algunos foros que hay gente que no monta este tornillo cuando cambia los discos. Imprescindible no es, pero yo siempre digo que si los ingenieros han invertido tiempo en diseñar esa pieza, algún sentido tendrá. Antes de quitarlo vamos a aplicar bastante aceite penetrante (aflojatodo)…

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

…aunque en mi caso no ayudó mucho. A pesar de que los había intentando desatornillar con mucho cuidado y golpeando el destornillador con un martillo, se partieron los dos tornillos de ambos lados. Murphy está siempre muy cerca de un apretatuercas.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Dejamos la frustación por un momento y nos dedicamos a las pastillas de freno. Para poder desmontar los discos, hay que quitar las pinzas y para ello tenemos que retirar las pastillas.

Primero quitamos el seguro metálico.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Ahora nos vamos a la parte de atrás. Quitamos una pequeña cubierta de plástico para acceder a los dos tornillos «allen».

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Con una llave «allen» (creo que es una 7) soltamos los tornillos.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Ya podemos soltar la pinza. La pieza sigue estando conectada con el manguito de freno, así que cuidado con no dañarlo.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

La pastilla de freno interior se queda fijada en un lado…

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

…la otra se ha quedado «pegada» al disco.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

La pastilla del interior está cogida al pistón del freno. Tiramos de ella para soltarla.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Ahora colgamos la pinza de freno con un alambre o una cuerda de tal manera, que los manguitos no se puedan dañar. En mi caso pude colgar las pinzas directamente en los muelles como podeis ver en la imagen.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Ya sólo nos queda desmontar el portapinza que está cogido con los dos tornillos nervados M12.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Este es el último elemento que impide que podamos quitar los discos.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Aquí vemos el portapinza y los dos tornillos nervados que lo sujetan.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Ahora ya podemos desmontar el disco desgastado.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

En esta imagen vemos como queda todo cuando el disco está desmontado. Se aprecia bastante bien el anillo sensor para el sistema ABS.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Si no fuese porque se ha roto el tornillo se sujeción del disco de freno, ahora podríamos montar ya los discos nuevos. Pero….

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Con un taladro de 4 mm, luego de 5 mm y finalmente de 5,5 mm nos abrimos camino y vamos ahuecando el tronco del tornillo roto.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Ya podemos meterle los machos para la rosca M6.

Lo que vamos a hacer en realidad es retirar el material del tornillo roto y limpiar el paso de la rosca.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Comprobamos que el tornillo nuevo entra con facilidad.

¡Listo, aquí no ha pasado nada!

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Ahora toca limpiar bien la superficie plana donde se va a asentar el disco nuevo y ya podemos montarlo y atornillarlo.

El disco nuevo tiene ese color porque tiene una capa de protección para evitar la corrosión mientras está almacenado. Se irá quitando en cuanto usemos los frenos un par de veces.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Montamos los portapinza, las pastillas y la pinza.

A los tornillos M12 le untamos un poco de fijatornillos y los apretamos con 125 Nm. Para poder montar las pastillas nuevas, hay que empujar los pistones de freno hacia atrás. En el caso de las pinzas delanteras, lo podemos hacer manualmente (p. ej. con el mango de madera de un martillo). Yo para eso tengo un reposicionador que funciona de lujo. Atención al nivel del líquido de freno. Cuando retroceden los pistones, el nivel va subiendo y corremos peligro de que el líquido se salga del depósito.

Cambiar los discos de freno de Volkswagen Golf 3.

Aquí ya vemos todo montado. Los tornillos “Allen” que sujetan la pinza los ajusté con 35 Nm. Quiero recordar que en el manual oficial de VW pone que hay que sustituirlos. No estoy seguro. Yo lo que hice es untarle también fijatornillos.

Para terminar

Limpiamos bien la superficie del disco con limpiador de frenos.

Hacemos lo mismo en el otro lado y volvemos a montar las ruedas.

Antes de salir a probar el coche, es importante pisar el freno un par de veces con el coche parado, para que se asienten las pastillas sobre el disco.

Durante los próximos 500 km vamos a evitar frenar bruscamente o frenar en seco. De ese modo le daremos una larga vida a las pastillas y al freno.

Si comprobamos que todo funciona bien, es la hora de recibir nuestra merecida recompensa…

, , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú